MY PRAGUE AND VIENNA TRIP

Muy buenos días!! La semana pasada fue mi cumple y qué mejor regalo que un viaje para celebrar un año más. El destino elegido esta vez fueron Praga y Viena, ciudades a menos de 4 horas una de la otra en tren. Praga me pareció una ciudad de cuento, calles de ambiente medieval que parecen congeladas  y no han cambiado a lo largo de los años. Visitamos la Plaza de la ciudad Vieja, cruzamos el Puente de Carlos, con sus 30 estatuas situadas a ambos lados para llegar al Castillo de Praga, el castillo más grande del mundo,compuesto por un conjunto de palacios y edificios conectados por pequeñas y pintorescas callejuelas. Aquí, comimos en un restaurante chiquitín con unas vistas preciosas de la ciudad llamado hOST. Por la noche cenamos en Lokal, un restaurante checo con ambiente joven, comida casera y cervezas artesanas.

Como podéis ver en las fotos, el momento en que la temperatura baja de cero grados hace que se me olvide eso de ir mona y salir bien; mi lema se convierte en cuanta más ropa mejor. Llevaba tantas capas que no me podía mover :-)


Good Morning!! Last week was my birthday so I decided to travel to celebrate it. I went to Prague and Vienna, cities less than 4 hours from each other by train. Prague is like a fairytale city. We visited the Old Town Square, crossed Charles Bridge to Prague Castle... We ate at a small restaurant with lovely views of the city called HOST and in the evening we had dinner in Lokal, a Czech restaurant with young people and homemade food.

 

Viena es mi ciudad; con palacios de princesas impresionantes y tartas de chocolate por todas partes. No puedes irte sin probar la tarta Sácher del Hotel Sacher, ir a la Ópera, un edificio de diseño renacentista inaugurado en 1869 con la presentación de una obra de Mozart, pasear por el centro y ver la catedral de San Esteban, comerte un Wiener Schnitzel en Figlmüller, el plato típico, un escalope XL acompañado de patatas y ensalada...


Vienna is my city, with princess palaces and chocolate cakes everywhere. You can not go without trying the Sacher cake at Hotel Sacher, go to the Opera House, see St. Stephen's Cathedral, eat a Wiener Schnitzel In Figlmüller...

 

YOU MAY ALSO LIKE...